Estás aquí
Inicio > Conciencia ambiental > Ambientalistas reiteraron denuncias contra el Arco Minero del Orinoco

Ambientalistas reiteraron denuncias contra el Arco Minero del Orinoco

Arco Minero del Orinoco acabará con la naturaleza

Noti-RSE

Panamá recibió recientemente la visita de diversas organizaciones no gubernamentales de Venezuela, a propósito de la reunión que tuvo en ese país la Comisión Interamericana de Derechos Humanos. Los ambientalistas reiteraron sus denuncias contra el Arco Minero del Orinoco, por considerar que se trata de un proyecto enemigo de los múltiples recursos naturales renovables y no renovables de la zona.

Expertos al servicio del Grupo de Trabajo de Asuntos Indígenas de la Universidad de Los Andes no dudaron en afirmar en Panamá que el Arco Minero del Orinoco acabará con la naturaleza, tomando en cuenta que los estados Bolívar y Amazonas poseen gran cantidad de parques nacionales de Venezuela, como Canaima.

Poblaciones indígenas aprovecharon la oportunidad para denunciar, a través de sus representantes, que el proyecto del Arco Minero del Orinoco acabaría destruyendo sus respectivos hábitats. Más de 16 poblaciones corren este riesgo.

Voceros del gobierno del presidente Nicolás Maduro indicaron que el proyecto del Arco Minero del Orinoco no ha sido cuantificado desde el punto de vista del posible daño ambiental que causaría a la zona. Se trata de más de 100.000 kilómetros cuadrados que serían explotados para la extracción de diversos minerales, como el oro y la bauxita.

Venezuela celebró el Día de los Pueblos Indígenas el pasado mes de octubre sin hacer mención al impacto negativo del proyecto del Arco Minero del Orinoco. El plan atenta no sólo contra la Constitución nacional sino también contra la Ley Orgánica de Pueblos y Comunidades Indígenas, que en su momento contó con el respaldo de diputados de la Asamblea Nacional de tendencia oficialista.

Indígenas de la zona denuncian, además, que el proceso de demarcación de tierras no se ha desarrollado como lo prometió el gobierno nacional hace más de una década, lo que denota el poco interés del palacio de Miraflores por dar una respuesta oportuna a este caso.

Militares de distintos componentes han tomado parte de estas tierras para garantizar el desarrollo del proyecto del Arco Minero del Orinoco, con el que el gobierno del presidente Nicolás Maduro busca compensar la caída de los precios del petróleo en los mercados internacionales.

Top