La RSE y su aspecto relativo en el mundo moderno

La RSE y su aspecto relativo en el mundo moderno

Noti-RSE RSE

La Responsabilidad Social Empresarial (RSE) es un término que ha evolucionado continuamente y que en el tiempo se va adaptando a diferentes actores y situaciones. No fue sino hasta la última década del pasado milenio que este concepto empezó a cobrar vida, con la incorporación a la cultura organizacional de muchas empresas.

De acuerdo al portal de negocios Gestiopolis.com la llegada de la globalización, el desarrollo de la conciencia ecológica, las mayores exigencias de los usuarios y las nuevas tecnologías fueron algunos de los factores que incentivaron el auge de la RSE.

De esa manera llegamos a la realidad actual, en la que muchas organizaciones, de diferentes tamaños y sectores, se preocuparon por ser compañías socialmente responsable. Pero, ¿realmente qué es la RSE y cómo saber si una empresa la implementa o no?

Cuando hablamos de la responsabilidad social es sí, podemos definirla como el compromiso y las obligaciones que asumen los miembros de una comunidad entre ellos y, también, ante el resto de la comunidad en conjunto.

Lógicamente, al trasladarlo al terreno empresarial, el significado es el mismo, simplemente que esta carga o compromiso es desempeñado, de manera voluntaria, por organizaciones corporativas. De alguna manera, esto hace que las compañías vayan un paso más allá y no solo beneficien a su entorno a través de la generación puestos de empleo y la ampliación la oferta de productos y servicios.

Al tomar en cuenta la responsabilidad social empresarial, las organizaciones impactan de manera directa e inmediata la vida de los ciudadanos y las comunidades a través de programas que impulsan el desarrollo económico, la educación y muchas otras causas sociales. Además, la RSE también es una filosofía que se incorpora a la visión de negocios, basándola en el respeto, los valores éticos, el cuidado del medio ambiente y la sustentabilidad en general.

La RSE y su aspecto relativo en el mundo moderno

La necesidad de implementar este concepto en una empresa

Al enfocarnos en la importancia de aplicar la responsabilidad social empresarial, tenemos que clasificar sus beneficios en dos grupos: los que favorecen de manera directa a las compañías y los que mejoran el entorno.

Para las organizaciones, contar con sólidos programas de RSE y comunicarlos de forma eficiente se traduce en las siguientes ventajas:

Mejorar el ambiente laboral

Recuerda que la RSE parte de la visión del negocio, lo que hace que forme parte de la cultura organizacional. De esa forma los trabajadores se desarrollan en un ambiente amigable y en el que trascienden los valores, la ética, el respeto y la tolerancia.

Todo esto contribuye con que el clima organizacional sea óptimo, generando empleados identificados con la empresa y comprometidos con sus proyectos y objetivos.

Incrementar la confianza de los futuros inversores

Otra de las características de una empresa socialmente responsable es que es mucho menos propensa a enfrentar daños de imagen y críticas de los consumidores y  hasta el mismo mercado.

De igual forma, es muy poco probable que enfrente multas y otras sanciones gubernamentales debido al incumplimiento de determinadas normas o leyes. A su vez, esto hace que resulte mucho menos riesgoso invertir capital en este tipo de organizaciones, pues tienen la potencialidad de perdurar en el tiempo y operar de forma estable.

Mejorar el posicionamiento

Contar con calendarios editoriales de contenidos que toquen temas sociales y documentar las acciones en pro de la comunidad, entre otras cosas, mejora la percepción de una compañía en el mercado.

Las empresas socialmente responsables proyectan una imagen genuina, amigable y cercana, que ayuda a crear audiencias, seguidores y consumidores fieles.