Los Novell se han posicionado muy bien en el mercado español

Hay una nueva forma de tomar una taza de Café

Novedades ecológicas

Noti-RSE

Ahora podremos degustar un buen café de cápsula sin preocuparse por los residuos que deja el papel aluminio. La compañía Cafés Novell, dedicada a la producción para hostelería, rompe los esquemas del mercado con las cápsulas de compostaje de España. Son compatibles con la cafetera Nespresso, y su desarrollo ha costado casi  un millón de euros.

Los hermanos Dolors, Ramon y Josep Novell, catalanes, han sabido darle la vuelta al proyecto que gestó su padre hace casi 60 años. En 2016, facturaron 25 millones de euros, 13% más que 2015, y las proyecciones del 2017 son un crecimiento de un 12% más que el año pasado.

Con 300 puntos de venta y acuerdos con supermercados y otros locales, los Novell pretenden vender 500.000 cápsulas de su producto al mes. De momento, el mercado español es de los más fértiles, siendo el tercer país con más consumidores de cápsulas de café.

“El modo de consumo de café ha cambiado mucho y muy rápidamente, en Europa ya se venden más máquinas de cápsulas que máquinas tradicionales”, dijo Josep.

“Queremos llevar la calidad de nuestro café a las casas y aportar una solución a un gran problema, el de la generación de residuos”, relata uno de los hermanos, Ramon Novell, quien cree que su propuesta “arrastre a todo el sector”. El 95% de las cápsulas de café están hechas con plásticos y aluminios. En España sólo se recicla un 20% de estos envoltorios, algo que Novell intuye que va a cambiar, para mejor, con las dosis de café encapsuladas con plástico biodegradable.

Esta apuesta por la reducción de residuos es un café ecológico y de consumo responsable, “como no podía ser de otra manera”, soltó Ramon Novell. A 33 céntimos la cápsula, se puede comprar café “intenso” o “descafeinado”, y sus envoltorios de plástico biodegradable no afecta a la fecha de vencimiento del mismo. “Queremos que nuestro café también despierte conciencias”, ha sentenciado Josep Novell.