Aclama promueve ley para el saneamiento del Lago de Maracaibo

Aclama promueve ley para el saneamiento del Lago de Maracaibo

Conciencia ambiental Emprendimiento Fundaciones venezolanas

Noti-RSE

 Zulia tiene el reservorio de agua dulce más grande y contaminado de Sudamérica. Aclama, la Asociación Civil para la Conservación de la Cuenca del Lago de Maracaibo, promueve un proyecto de ley para el saneamiento del Lago de Maracaibo recientemente introducido ante la Asamblea Nacional.

URU se une a la campaña por el Lago de Maracaibo. La Universidad Rafael Urdaneta se suma a otras casas de estudios superiores de la región, entre ellas la  Universidad del Zulia y la Universidad José Gregorio Hernández, a fin de que se alcancen las metas trazadas.
Diputados del Bloque Parlamentario Zuliano manifestaron recientemente su respaldo a esta iniciativa de ley, durante una reunión realizada en el Aula Magna de la Universidad Rafael Urdaneta. El parlamentario Enrique Márquez, presidente nacional de Un Nuevo Tiempo y vicepresidente del Poder Legislativo, dijo que se están afinando algunos detalles desde el punto de vista técnico para que el proyecto pase a discusión en el seno de la plenaria.
Ecologistas y amantes de la naturaleza en general tendrán la oportunidad de participar en una serie de actividades relacionadas con este proyecto de ley. En el Aula Magna de la Universidad Rafael Urdaneta se realizará una serie de talleres sobre el Saneamiento del Lago de Maracaibo. La actividad es promovida por un Comité Promotor en el que participa, además, el Centro de Ingenieros del estado Zulia.
Expertos de la talla de Gonzalo Godoy y José Rincón desnudarán los problemas que aquejan actualmente al Lago de Maracaibo, entre ellos los constantes derrames de petróleo como consecuencia de la actividad de PDVSA, la estatal Petróleos de Venezuela. Las manchas de crudo han llegado a las costas de Cabimas y Maracaibo ante la mirada indolente de las autoridades. Se espera también la participación de ecologistas como Lenín Herrera y Luis Soto Luzardo, quienes en el pasado estuvieron involucrados con el Instituto para la Conservación del Lago de Maracaibo, el ICLAM.